Comparte Tu Gran ViajeShare on Facebook213Tweet about this on Twitter9Share on LinkedIn0Share on Google+0Email this to someone

En el corazón de Europa, déjate sorprender por la magia de un lugar que alberga 12 monumentos inscritos como Patrimonio de la Humanidad y que te demostrarán porqué es uno de los países más bellos del mundo. ¡Vive Tu Gran Viaje a la República Checa!

Centro histórico de Praga

Centro histórico de Praga

Es imposible no rendirse a los encantos y la magia de la capital del país a orillas del río Moldava, y cuyo patrimonio histórico la convierten en una de las ciudades más bellas y visitadas del mundo. El Castillo, el barrio de Malá Strana, el Puente de Carlos -romántico donde los haya, y donde se disfrutan de lo mejores amaneceres posibles-, la Ciudad Vieja -en cuyo corazón se ubica la plaza, donde se encuentra el Ayuntamiento y su famoso reloj astronómico-, o el barrio judío de Josefov, uno de los mejor conservados de Europa, son algunos de los imprescindibles que no pueden faltar en ninguna visita a Praga.

Centro histórico de Český Krumlov

Centro histórico de Český Krumlov

Al sur de la República Checa, en el meandro del río Moldava sobre el que domina su imponente castillo, se encuentra Český Krumlov, la que fue la antigua capital de la dinastía de los Rožmberk, la nobleza más rica e influyente del país durante tres siglos, y gracias a quienes la ciudad alcanzó su florecimiento económico y cultural. Actualmente, Český Krumlov es una ciudad cosmopolita compuesta de callejuelas medievales sinuosas, rincones románticos y un importante grupo de casas burguesas donde se vive una importante vida cultural a nivel internacional.

Centro histórico de Telč

Centro histórico de Telč

A medio camino entre Praga y Viena aguarda Telč. Esta ciudad fundada en el siglo XIV conserva un centro histórico rodeado de estanques y murallas que traslada lo mejor del Renacimiento italiano desde el norte de los Alpes. Gracias a la competitivad de sus habitantes que querían ser los propietarios de los edificios más bonitos de la ciudad se difsfrutan de fantásticas fachadas, incluso en ocasiones más altas que los propios tejados. Imprescindible la plaza principal de Telč, tal vez una de las más bonitas de Europa, y el palacio local, una de las joyas de la arquitectura renacentista morava .

La Villa de Tugendhat en Brno

La Villa de Tugendhat en Brno

Brno es la segunda ciudad más grande de la República Checa y uno de los centros de exposiciones más importantes del país. Alberga, además de iglesias barrocas, palacios, fuentes versallescas o teatros neorrenacentistas, una de las más grandes joyas de la arquitectura funcional: la Villa de Tugendhat, construida en 1930 por el famoso arquitecto Mies van der Rohe, incluido, como era su constumbre, el mobiliario interior.

Pueblo histórico de Holašovice

Pueblo histórico de Holašovice

En el sur de Bohemia se encuentra Holašovice, un peculiar pueblo que por su magnífico grado de conservación se puede definir como un museo al aire libre vivo ya que es habitado por unas 180 personas, y que poco ha cambiado en sus 800 años de historia conservando su original plano arquitectónico medieval. Ejemplo de lo que se ha denominado “barroco rural”, el pueblo cuenta con 23 fincas que son monumentos protegidos, incluidos los establos, las caballerizas y los graneros.

Jardínes y Castillo de Kroměříž

Jardínes y Castillo de Kroměříž

El monumental palacio de Kroměříž es una de las joyas del barroco centroeuropeo, y desde su torre se disfruta de unas estupendas vistas de la ciudad, que está rodeada además de un magnífico patrimonio natural. A la construcción del castillo se le acompañó de dos excepcionales jardínes que son los mayores tesoros de Kroměříž: El Jardín de Debajo del Castillo, de estilo inglés y una única colección de árboles, y el Jardín de las Flores, de una perfección simétrica y rodeado de esculturas de dioses de la antigüedad y fuentes con surtidores.

Iglesia de Santa Bárbara y Catedral de la Asunción de Kutná Hora

Iglesia de Santa Bárbara y Catedral de la Asunción de Kutná Hora

No dejes de visitar las dos magníficas iglesias góticas en Kutná Hora, la que fue antigua y próspera ciudad real gracias a sus yacimientos de plata: la Iglesia de Santa Bárbara, patrona de los mineros, y cuya construcción duró 500 años, su belleza y monumentalidad impone tanto por dentro como por fuera; y la Catedral de Nuestra Señora de la Asunción, llamada el templo de la luz por la belleza de sus vidrieras. Kutná Hora es también popularmente conocida porque en una iglesia del suburbio de Sedlec se encuentra el macabro Osario de Sedlec, una capilla repleta de huesos y calaveras humanas.

Castillo de Litomyšl

Castillo de Litomyšl

Puro Renacimiento en la República Checa, ya que imitando modelos italianos nos encontramos con el castillo de Litomyšl ante un ejemplo de palacio renacentista construido por encargo del linaje de Pernštejn, con una fachada única de formas esgrafiadas con inscripciones diferentes -¡y hay más de ocho mil!-, y fantásticos pináculos. ¿Algo más? Además de pasear por las pintorescas calles de la ciudad, el palacio está rodeado de un precioso parque francés repleto de esculturas barrocas de dioses griegos y un templete de estilo imperio.

Columna de la Santísima Trinidad de Olomouc

Columna de la Santísima Trinidad de Olomouc

Las columnas conmemorativas eran muy típicas en Europa Central durante el siglo XVIII, pero la de Olomouc tiene tanto importancia porque los burgueses que encargaron su construcción después de la epidemia de peste que afectó la provincia de Moravia en el siglo XVIII, quisieron que su tamaño, riqueza y belleza no tuviese comparación; incluso la emperatriz María Teresa asistió a su consagración.

Recinto de Lednice-Valtice

Recinto de Lednice-Valtice

La culpa fue del linaje de los Lichtenstein, uno de los más poderosos de Europa, que en el siglo XIV se hicieron con estos 300 kilómetros cuadrados situados entre Moravia y Austria, y lo convirtieron con el paso de los siglos, en el lugar que es hoy: un gran espacio natural de espíritu romántico, con un elegante jardín francés y un parque inglés cuyo interior está rodeado de palacios y construcciones de arquitectura barroca y neogótica, estanques cubiertos de nenúfares, bosques y lugares secretos escondidos.

Barrio judío de Třebíč

Barrio judío de Třebíč

En la ribera izquierda del río Jihlava, se encuentra en Třebíč uno de los barrios judíos, incluido su cementerio, más grandes y mejor conservados de Europa, donde se conserva un entramado de calles, antiguas casas y dos sinagogas, y que fue ejemplo de convivencia entre las comunidades hebrea y cristianas desde la época medieval hasta el siglo XX.

Iglesia de peregrinación San Juan de Nepomuceno, en Zelená Hora

Iglesia de peregrinación San Juan de Nepomuceno, en Zelená Hora

Rodeado de un cementerio y una columnata se encuentra esta iglesia de Zelená Hora, esta construcción pentagonal, en forma de estrella de cinco puntas, y que sigue la leyenda del santo checo al que está dedicada la iglesia en cuya cabeza aparecieron cinco estrellas en el momento de ser arrojada al Puente de Carlos en Praga, cuando le ajusticiaron por no querer revelar secretos de su reina.

Vive Tu Gran Viaje a la República Checa al mejor precio

Comparte Tu Gran ViajeShare on Facebook213Tweet about this on Twitter9Share on LinkedIn0Share on Google+0Email this to someone